Para tod@s aquell@s que alguna vez hayan dicho esta misma frase

domingo, 20 de octubre de 2013

Una buena manicura

Buenas!

Espero que hayais pasado un buen sábado, ya visteis que yo ayer tenía cumpleaños y nos vestimos para la ocasión jajajaj!

También puse en Instagram una foto de mi manicura nueva, la que me llevo un buen rato hacer. Y hablando de manicuras, el otro día en el post sobre colores otoñales os comente un poco lo que yo hago para tener una buena manicura y  que lo suelo hacer de vez en cuando, así que he decidido enseñaros todos los pasos para que podais hacerlo siempre que os apetezca!

Lo primero de todo, las cosas que necesitamos son las siguientes:

  1.  Un quitaesmalte y algodon: yo acabo usando discos desmaquillantes para quitar tambien el esmalte porque me resulta más cómodo
  2. Una lima normal, de las que siempre hemos tenido en casa
  3.  Una lima de 3 (4) pasos: estas las podemos encontrar en casi cualquier drogueria, en Bilbao las tenemos en If y en Sephora
  4. Un top coat: siempre es bueno tenerlo para dar una buena base en las uñas y para darles un toque de brillo final a los esmaltes
  5. Un esmalte de un color que os guste: esta vez me he decantado por mi color favorito, el burdeos, pero tengo un montón, asi que no sera raro verme con diferentes colores en las uñas.

Empecemos!

  • Lo primero es quitarse restos de esmalte que tengamos. En realidad lo mejor para esto es dejar que pase un día entre un color de esmalte y otro, pero si no podemos o no queremos, siempre tenemos que quitar muy bien el esmalte anterior para que no se nos mezcle con el nuevo y que nos quede un color extraño. Yo me lo quito con discos desmaquillantes ya que me resulta mejor que con algodón normal. El quitaesmalte que yo tengo es de vittea, que lo compro en perfumerías If, y me gusta ya que no agrede mucho las uñas y las deja limpias
  •  Lo siguiente que tenemos que hacer es limar bien las uñas. Primero darles forma con una lima de toda la vida que tengamos, la que yo tengo es de un juego que ya os comente que  me regalaron hace unos años, pero he tenido varias y las rojas de siempre valen perfectamente. Ya comente que lo que recomiendan es limar la uña siempre en la misma dirección para que luego no se rompan, a mi me parece un poco rollo y algo difícil, pero lo intento ;P. Y luego tenemos que darle a la superficie de la uña con la lima de 3 (4) pasos. Pongo el 4 entre paréntesis porque la que tengo yo solo tiene 3 caras diferentes, pero por ejemplo la de ama tiene 4, depende de cada lima. Estos pasos si que es lo correcto hacerlo en la misma dirección, ya que sino no se consigue el efecto que andamos buscando, que es que la uña quede suave y sin imperfecciones. No hay que darle fuerte, con unas pasadas de forma suave la lima ya cumple con su trabajo.




  • Una vez que ya hemos hecho todos estos pasos lo que queda es mucho más fácil! Antes de dar el esmalte de color, yo os recomiendo que os deis una capa de top coat transparente. Ayuda a que cuando queramos quitarnos el esmalte se haga de forma mucho más sencilla,  y a la hora de aplicar el esmalte de color se queda mucho más uniforme. Además conseguimos que el color no se nos pase directamente a la superficie de la uña y la tiña, de forma que cuando nos lo quitemos evitamos que se nos queden restos más claros del color.

     
  • Ya solo nos queda darnos el color que hayamos escogido. El otro día ya os comente que para esta época del año tiro por colores bastante más oscuros, aunque no quita para que algún día me de un ramalazo y me las pinte de naranja fosforito!! jajaajaja!! Siempre me doy dos capas, ya que la primera me parece que queda muy clarito el color y como que no se acaba de cubrir la uña del todo.



  • Y ya, como toque final, hay que dar una capa de top coat para que queden brillantes y aguanten durante más tiempo!



    Y asi han quedado después de una ardua tarea!! La verdad que me aguantan mejor cuando hago todos los pasos, pero es bastante duro hacerlo siempre, asi que al final me acabo limitando a limarlas un poco y a quitar el pintauñas y volverlas a pintar.

    Ahora que está tan de moda el nail art, hay muchas posibilidades en el mercado para salir de solo pintar las uñas de un color y darles algún toque diferente. Top coats que ya no son solo transparentes, sino que vienen con purpurina, el efecto "craqueado", el degrade... Yo ire probando a ver que tal los diferentes efectos, asi que os ire enseñando poco a poco!!

    Un beso!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario